Alerta epidemiológica por paludismo en Mérida




Nos declaramos en una alarma epidemiológica por la presencia de paludismo“, expresó el coordinador del Programa de Erradicación de la Malaria, Darío Alberto Azuaje, tras indicar que en Mérida se han detectado 394 casos de esta enfermedad, todos esparcidos en el eje panamericano, especialmente en el municipio Obispo Ramos de Lora.

Azuaje aseveró que se han presentado una serie de obstáculos que han impedido actuar con la celeridad requerida. “Las fumigaciones no se han podido realizar a causa de la caída de intensos aguaceros en la región, porque al aplicar el insecticida, si está lloviendo se precipita y no hace ningún efecto“, dijo.

Según reseñó el diario El Pitazo, el acceso a las zonas altas se está haciendo cada vez más difícil por la carencia de vehículos, pero tanto las comunidades como las alcaldías, están colaborando con motos y bestias para poder llegar a las poblaciones de Caño Azul, Río Frío, Río Perdido, Caño Carbón, entre otras.

El doctor Azuaje recomienda a las comunidades en riesgo la utilización de mosquiteros y la colocación de tela metálica en sus viviendas para evitar que haya contacto entre el mosquito trasmisor, el anófeles, de hábitos nocturnos, y las personas sanas.

Aquella persona que haya estado en una zona malárica y sienta fiebre, escalofríos y sudoración deben acudir a hacerse los exámenes y si sale positivo cuenta con su receta completa. “Estamos cubiertos, durante todo diciembre para lo que pueda ocurrir desde el punto de vista epidemiológico”, aseguró.

Venezuela acumula el mayor número de casos de malaria en el mundo: medio millón por año, según la Organización Mundial de la Salud. La propagación de la enfermedad en los estados Bolívar, Amazonas, Anzoátegui, Sucre, Monagas y Delta Amacuro se extiende también hacia las zonas limítrofes con Brasil y Colombia, donde han llegado miles de venezolanos en busca de refugio.



MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
Facebook
%d bloggers like this: