Furia marica: la campaña que promueve una besatón en el Andino – Gente – Cultura




Tras la controversia que desató la denuncia de un presunto caso de homofobia contra una pareja gay en el Andino, que además recibió un comparendo por parte de la Policía por supuestos actos obscenos, Pedro Santos, hijo del embajador de Colombia en Estados Unidos, Francisco Santos, creó la campaña que llamó ‘Furia marica’.

La iniciativa, que ha circulado este martes a través de redes sociales, consiste en promover una besatón el miércoles – 17 de abril- a las 6 de la tarde en el Centro Comercial Andino para dar un mensaje contra la discriminación.

“Por si les molestaba ver un besito”, dice la publicación de Pedro Santos donde promueve la actividad. 

Algunos usuarios de redes han apoyado esta propuesta.

“¡Besémonos todos! ¡En las calles! hombre con hombre, mujer con mujer, mujer con hombre, del mismo modo y en todos los sentidos”, dice el trino del caricaturista X-tian en su cuenta de Twitter.

“Por el respeto a la diferencia, no más odio e intolerancia, no más personajes llenos de odio que se escudan en la “educación sus hijos”, escribió otro usuario.

Otros usuarios, por el contrario, han manifestado el rechazo a esta iniciativa. 

“¿Entonces algunos homosexuales pretenden ganar respeto yendo a un centro comercial a besarse?”, escribió una usuaria de la red social.

Inspector de Policía tiene ahora la responsabilidad de determinar si hubo un caso de homofobia o uno de actos obscenos.

En las imágenes de los hechos, que circularon el lunes en redes sociales, se aprecia a un hombre identificado como Pedro Costa increpando a una pareja homosexual. “Nos encontrábamos abrazados frente a una piscina de pelotas, cuando alguien se acercó por detrás y nos dijo que nos fuéramos o que nos iba a sacar a patadas”, contó Esteban Miranda, uno de los jóvenes agredidos.

En entrevista con EL TIEMPO, Miranda comentó que “después, esta persona empieza a llamarnos violadores y pedófilos. Ante esta situación, llamamos a la Policía tres veces. Cuando llegan los agentes, nos hacen un comparendo por supuestos actos obscenos”.

Según el joven, los agentes que atendieron el caso argumentaron que tenían videos.

“Sin embargo, cuando le pedimos que nos los muestren, el centro comercial responde que no puede entregar el video sin orden judicial. Nosotros le decimos al policía que los actos del señor son causales de un comparendo, pero él ignora las peticiones”.

El caso ha causado polémica porque un agente de Policía decidió imponer un comparendo con base en los testimonios de solo uno de los involucrados.

ELTIEMPO.COM





MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
Facebook
%d bloggers like this: