la mitad de los niños podrían tener un problema de vista




Una oculista realiza una revisión ocular a un niño.
IMO/ANGEL CARBONELL

La salud visual de los niños españoles ha empeorado en los últimos tres años. Si en 2016 uno de cada cinco niños tenía una visión de lejos inferior a la normal (18,8%), en 2019 la cifra asciende a uno de cada cuatro. Así lo indica el informe ‘El estado de la salud infantil en España, 2019. ¿Cómo ha variado desde 2016?’, elaborado por la asociación Visión y Vida.

En España, el 56,3% de los niños podría tener un problema visual pero solo una de cada 10 familias sospecha que el menor puede tener un mal estado de salud visual. El trabajo desvela una reducción sustancial del número de menores que detecta por sí mismo su mala visión: 60,6% en 2016 frente al 15,8% de 2019.

En cuanto a la visión de cerca, también se ha incrementado la incidencia, pasando del 5,3% en 2016 al 9,9% en 2019. Además, dos de cada diez niños con malos resultados tienen problemas de visión binocular, duplicando a aquellos que sacan buenas notas en el colegio.

De hecho, el informe ha concluido que una mala visión puede desencadenar un mal rendimiento académico, dado que solo el 29,4% de los menores con malos resultados logra superar todas las pruebas visuales. En el caso de aquellos que van bien en el colegio, la cifra asciende al 45,7%.

Los menores con peores notas tienen más síntomas de problemas con sus ojos, asegura la coordinadora de Visión y Vida, Elisenda Ibáñez. En concreto, a siete de cada diez no le gusta leer, el 46,4% se acercan más a menudo a la televisión, el 67,1% son inquietos, al 31% se le irritan los ojos y el 66,9% detesta leer.

El vicepresidente de Visión y Vida, Lluis Bielsa, destaca la importancia de concienciar a los menores y a sus padres de la necesidad de evitar pasar mucho tiempo frente a unas pantallas, estar un mínimo de 1.30 horas en espacios al aire libre y de descansar la visión cada 20 minutos que se pasa frente a un dispositivo.

“Es imprescindible que permitamos a la visión ocupar un espacio preferente en nuestro cuidado de la salud en general, dado que solo así podremos prevenir situaciones de riesgo y actuar frente a pandemias tan relevantes como la miopía, que ya está aumentando de manera alarmante entre los jóvenes”, comenta el presidente de la asociación Visión y Vida, Salvador Alsina. Para su estudio se han analizado a 7.535 alumnos de 6 a 12 años.



MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
Facebook
%d bloggers like this: