¿Qué es la fiebre Q? Está en el ganado y puede durar semanas, claves del brote que afecta a una localidad española




La bacteria Coixella burnetti que casua la fiebre Q.
WIKIPEDIA

Villajoyosa (Alicante) se encuentra en alerta después de que un brote de fiebre Q haya afectado a un total de seis personas. Por el momento, se desconoce el alcance en la zona. Estas son algunas claves para reconocer la fiebre Q y evitar el contagio.

La enfermedad, causada por la bacteria ‘Cloxiella burnetii’, fue descrita en 1937 en Australia como una fiebre de etiología desconocida, de ahí su nombre Q (query, ‘en consulta’). Entonces, el brote se dio entre los trabajadores de los mataderos en Brisbane.

¿Cómo se transmite?

Lo primero de todo es saber que este tipo de fiebre es una enfermedad que se transmite de forma natural de los animales al ser humano, y viceversa. Este organismo no es común pero se puede encontrar en el ganado, sobre todo en vacas, ovejas y cabras. También se ha mostrado en otras especies de vertebrados, incluyendo animales salvajes, mamíferos marinos, mamíferos domésticos, aves y reptiles.

Es por eso que la enfermedad se presenta principalmente en personas que trabajan en entornos en los hay este tipo de animales, como granjas o ganaderías.

La transmisión se produce por la inhalación de polvo contaminado con esporas provenientes de placenta, heces, orina o leche secas. Los humanos son altamente susceptibles a la enfermedad, aunque rara vez se transmite de humanos a humanos.

La Fiebre Q puede transmitirse por las garrapatas y también es posible, aunque mucho menos frecuente, la transmisión vía alimentaria por el consumo de leche cruda de animales contaminados, seguida de regurgitación y aspiración.

¿Cuáles son los síntomas?

La fiebre Q es una dolencia febril aguda, algo parecido a una gripe, que se caracteriza por escalofríos, cefalea, malestar general, mialgias y sudoración profusa, según explica Sanidad. Puede durar entre una y dos semanas.

Estos síntomas, que pueden ser más o menos graves dependiendo de la persona, ocurren después de un periodo de incubación de 14 a 39 días. La enfermedad puede conllevar a una neumonía atípica, la cual puede desencadenar un síndrome de distres respiratorio agudo (una insuficiencia respiratoria grave). Por otro lado, aunque menos frecuente, causa hepatitis granulomatosa (una enfermedad poco frecuente que también suele causar fiebre).

¿Cómo tratarla?

El tratamiento habitual consiste en la administración de antibióticos (doxiciclina) por vía oral. No existe profilaxis ante la fiebre Q pero, no obstante, hay que tener en cuenta que la transmisión persona-persona es excepcional.



MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
Facebook
%d bloggers like this: